19 abril, 2024
El tiempo - Tutiempo.net

Antibiótico Emblaveo: nueva terapia frente a bacterias multirresistentes


Toda nueva terapia que resulte eficaz frente a bacterias multirresistentes es bienvenida porque se trata de un problema que va a más y, si no se controla, puede dejarnos sin defensas frente a algunas de las infecciones más habituales. Por eso, los microbiólogos y especialistas en enfermedades infecciosas han acogido como una muy buena noticia la recomendación de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) de autorizar la comercialización de Emblaveo, de Pfizer, en todo el territorio de la Unión Europea (UE). Es el primer paso para su aprobación.
En realidad, tal y como puntualiza Javier Membrillo, vicepresidente de la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEIMC), “no es un antibiótico, sino una combinación de dos fármacos”. Uno de ellos, aztreonam, es un antibiótico, y el otro, avibactam, es un inhibidor de las betalactamasas. “Es decir, es un fármaco que, en combinación con aztreonam, va a evadir el mecanismo por el que muchas enterobacterias son resistentes a los antibióticos”.
Las enterobacterias son una amplia familia de bacterias que pertenecen al grupo de las Gram-negativas, que en muchos casos resultan inofensivas, pero algunas especies son especialmente patógenas. Entre las enterobacterias más importantes que suelen provocar enfermedades se encuentran los géneros Salmonella, Escherichia, Shigella y Yersinia.

Cómo funciona el antibiótico Emblaveo

Los dos principios activos que componen Emblaveo ya se comercializan por separado desde hace tiempo. El aztreonam ya está autorizado en la UE para su uso individualizado y el avibactam está aprobado para su administración en combinación con otro antibiótico, ceftazidima. 
El aztreonam es un antibiótico del grupo de los betalactámicos que actúa uniéndose a las proteínas de la superficie de las bacterias. Esto impide que las bacterias construyan sus paredes celulares, produciendo así su muerte.
El avibactam bloquea la acción de muchas de las enzimas bacterianas denominadas betalactamasas. Estas enzimas permiten a las bacterias descomponer los antibióticos betalactámicos, como el aztreonam, haciéndolas resistentes a la acción del antibiótico. Al bloquear estas enzimas, el avibactam restablece la actividad del aztreonam frente a las bacterias resistentes.
En palabras de Membrillo, lo más novedoso de Emblaveo es que se trata de “la primera combinación que nos ofrece un tratamiento para las metalobetalactamasas”, que es como se denomina uno de los mecanismos de resistencia por los que las enterobacterias evaden la acción de los antibióticos, lo que produce “un gran número de infecciones graves que acaban con la vida de pacientes colonizados por estas bacterias”.
No es la primera combinación de este tipo, hay más. El ejemplo más conocido es Augmentine, que combina un antibiótico betalactámico (amoxicilina) con un inhibidor de la betalactamasa (ácido clavulánico).

En qué casos está indicado el uso de Emblaveo

Según informa la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps), “los datos microbiológicos indican que la combinación de aztreonam y avibactam es efectiva en infecciones causadas por muchos patógenos Gram-negativos aerobios multirresistentes, por lo que la combinación podría responder a una necesidad médica aún no cubierta.
Estas serían sus principales indicaciones:
Infecciones intraabdominales y urinarias complicadas.
 
Neumonía hospitalaria.
 
Infecciones causadas por ciertos tipos de bacterias (aerobias Gram-negativas).
Por lo tanto, no se trata de un antibiótico de uso generalizado, sino que está especialmente dirigido a aquellas infecciones en las que las opciones de tratamiento son limitadas.
Este antibiótico se administrará por vía intravenosa.

Efectos adversos de Emblaveo

Los resultados de los ensayos clínicos que avalan la recomendación de aprobar Emblaveo muestran que los efectos adversos más frecuentes fueron la anemia, un aumento en los niveles de transaminasas y la diarrea. “Estos resultados están en consonancia con la información de seguridad disponible para cada una de las sustancias”, señala la Aemps.

El problema de la resistencia a los antibióticos

El uso inadecuado o excesivo de los antibióticos es una de las principales causas de la aparición y propagación de bacterias resistentes, que constituye uno de los mayores retos de la medicina actual. “Cada año se registran en España 4.000 muertes como consecuencia de infecciones hospitalarias causadas por bacterias resistentes, cuatro veces más que las provocadas por accidentes de tráfico”, resaltan desde la Aemps. Además, el tratamiento de estas infecciones “supone un coste añadido de 150 millones de euros anuales a nivel nacional”.
“La población tiene que recordar que usamos antibióticos para tratar infecciones bacterianas, que no son todas las infecciones, y que los utilizamos de forma controlada por médicos especialistas y en las indicaciones necesarias”, subraya Membrillo.

Fuente

Comparte esta noticia:

Otras noticias:

Noticias relacionadas