28 mayo, 2024

cancelar series antes de estrenarlas

Los recortes que arrancaron hace ahora un año en plataformas como HBO Max y que levantaron las primeras voces de alarma, han acabado extendiéndose al panorama general del streaming. Ni siquiera las plataformas con más músculo financiero, como Disney+ o Netflix, escapan a las decisiones de recortar gastos, cancelar proyectos y adoptar políticas de inversión más conservadoras. La última decisión en ese sentido la ha tomado Disney+, que ha cancelado dos series antes ni siquiera de haberlas estrenado.

El sector está roto. La sensación de que el sector en su integridad estaba tocado por esta crisis hizo saltar algunas voces de alarma a principios de julio, cuando Bloomberg publicó un informe que decía que los beneficios de las grandes compañías de streaming habían caído un 90% desde la última década: 23.400 millones de dólares en 2013, 2.600 millones de dólares en la actualidad. Las series de gran presupuesto que no alcanzan el impacto deseado (Prime Video se lleva la palma en ese caso) son solo la punta del iceberg.

Medidas extraordinarias. Todas las plataformas han tomado medidas para afrontar esta caída de ingresos. HBO Max no solo emprendió una limpieza de su catálogo, sino que ha reformulado su propia imagen, y ha fusionado HBO Max y Discovery+ en un solo canal, Max. Netflix de momento no ha tocado su catálogo ni ha cancelado proyectos (no más de lo que era habitual en ella, se entiende), pero lleva un tiempo tomando decisiones radicales como la de impedir que se compartan cuentas y lanzando nuevos planes con anuncios.

El negocio del streaming está roto: ni Netflix, ni Amazon, ni Hollywood encuentran solución a la debacle histórica en los beneficios

Disney no se queda atrás. Las medidas de Disney han sido, junto a las de HBO Max, las más notorias. Por ejemplo, hizo una sonada limpieza de catálogo que afectó a series recientes y muy publicitadas, como ‘Willow’, y despidió a algunas cabezas muy visibles de su equipo (pretende llegar a 7000 despidos), como Angus MacLane o Galyn Susman. Su nueva decisión: cancelar dos series cuyas primeras temporadas aún no se han estrenado: ‘The Spiderwick Chronicles’ y ‘Nautilus’.

No más hadas en Disney. Tal y como informaba Deadline, ‘The Spiderwick Chronicles’, la serie basada en los libros de Tony DiTerlizzi y Holly Black que ya tuvo una adaptación en forma de largometraje en 2008 (a la que pertenece nuestra imagen de cabecera) estaba producida por Paramount Television Studios y 20th Television, y actualmente está buscando potenciales compradores. En ella se cuenta cómo una familia entra en el mundo de las hadas, y fue anunciada por primera vez en noviembre de 2021.

Adiós a ‘Nautilus’. Tampoco parece que habrá espacio para esta serie británica que suponía una nueva visión del personaje del Capitán Nemo a bordo del mítico submarino que centraba la acción de ‘20.000 leguas de viaje submarino’ de Julio Verne. La serie se planteaba como una historia de origen del personaje, y de cómo un marino hindú en la más absoluta pobreza robaba un sofisticado submarino para lanzarse a explorar las profundidades marinas. Shazad Latif iba a dar vida al protagonista.

La intención de Disney. Tras estas decisiones hay un propósito muy claro, y que Disney desveló el pasado mes de mayo, poco antes de que Bob Iger dejara claro que habían manejado mal el ingente universo de producciones Marvel. Así lo anunció la entonces la directora financiera de Disney, Christine McCarthy: “eliminaremos ciertos contenidos de nuestras plataformas de streaming, y actualmente esperamos asumir un cargo por deterioro de  entre aproximadamente 1.500 a 1.800 millones de dólares”.

En Xataka | Pixar ya sabe por qué ‘Elemental’ no está funcionando bien en taquilla: nos tienen que reeducar para ir la cine

Fuente

Comparte esta noticia:

Otras noticias:

Noticias relacionadas