20 junio, 2024

En Antigua, los jóvenes de la isla construyen un muro contra la crisis climática

Puede que esté construido con cajas de cartón reciclables, pero cuando los líderes mundiales inauguren oficialmente el lunes la Cuarta Conferencia Internacional sobre los Pequeños Estados Insulares en Desarrollo (SIDS4), una de las manifestaciones de las esperanzas de los jóvenes les dará la bienvenida es un sólido «muro de compromiso» que les implora que tomen más medidas contra los estragos del cambio climático.La Cumbre Mundial de Acción Infantil y Juvenil, que se celebra este fin de semana en el campus de la Universidad de las Indias Occidentales de la hermosa nación insular de Antigua y Barbuda reunió a unos 80 jóvenes de las tres regiones oficiales de los SIDS: el Caribe, el Pacífico y Océano Índico y Mar del Sur de China durante 3 días de intercambio de ideas.El sábado se agolparon ruidosa y animadamente en una amplia y espaciosa sala universitaria para redactar sus propios compromisos personales de acción.Uno de los «ladrillos» de cartón presentaba incluso una botella de plástico vacía -el azote de muchas de sus islas natales- pegada en el interior con un grito de guerra a favor de «islas sin plástico, islas sostenibles.»El impactante evento fue idea de Ashley Lashley, una activista de toda la vida que, tras ser coronada Miss Mundo Barbados en 2018, creó la Fundación Ashley Lashley para crear conciencia sobre los principales problemas sociales, ambientales y de salud, especialmente a través del prisma de los pequeños Estados insulares como el suyo.Ha convencido a algunos socios poderosos para que se unan a su cruzada y misión de defensa, y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) ha organizado la cumbre juvenil junto con el Gobierno de Antigua y Barbuda.La pionera Defensora de la Juventud de UNICEF lleva meses trabajando en un «compromiso para la acción» que incluye consultas en persona y en línea, y que culminó con la presentación del sábado y la iniciativa de construir muros. La atención se centra en cuatro temas generales que también están vinculados a la conferencia SIDS4: recuperación resistenteintegridad medioambiental y sostenibilidad planetariaun futuro seguro sociedades seguras y prósperasTambién han respaldado la cumbre el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), el Banco de Desarrollo del Caribe y los Gobiernos de Malta y Australia, además del Fondo para el Medio Ambiente Mundial.

Ashley Lashley, Defensora de la Juventud de NICEF y coorganizadora de la Cumbre Mundial y de Acción Juvenil sobre los Pequeños Estados Insulares en Desarrollo.

Ashley Lashley, Defensora de la Juventud de NICEF y coorganizadora de la Cumbre Mundial y de Acción Juvenil sobre los Pequeños Estados Insulares en Desarrollo.

Mostrar y contar

El viernes, los jóvenes delegados pudieron comprobar por sí mismos algunos de los daños medioambientales causados por el cambio climático en las costas y colinas de Antigua, como la alarmante desaparición de los arrecifes de coral debido al calentamiento de las aguas tropicales.El sábado asistieron a clases magistrales sobre defensa, comunicación, creación de movimientos y negociación de políticas, que culminaron en el monumental muro. El domingo desarrollaron proyectos de acción para diez años en sus propias regiones.«Esperamos que los proyectos puedan recibir asistencia técnica y financiera (…) Estamos en el medio, pero aún queda mucho camino por recorrer», para dar rienda suelta a todo el poder que hay en la sala», dijo.Noah Herlaar-Hassan, de 17 años, natural de Bonaire, un pequeño oasis de buceo en el sur del Caribe, afirma que los Pequeños Estados Insulares de baja altitud «son los primeros en sentir los efectos de muchas cosas», especialmente de la crisis climática.«Lo que la gente que no vive en estos Estados tiene que darse cuenta es que, aunque no sientan los efectos directos, tienen mucho que decir a la hora de cambiar los resultados finales (…) Es nuestra generación la que tendrá que pagar el precio más alto y por eso estamos hoy aquí, para ver cómo podemos ser más fuertes como colectivo».

Renee Smith (izquierda), delegada en la Cumbre Mundial y de Acción Juvenil, tras completar su sección del «muro de compromiso».

El futuro en nuestras manos

Adelaide Nafoi, de 25 años, originaria de la isla de Samoa, en el Pacífico, declaró a Noticias ONU que acudía a la Cumbre en calidad de delegada para vislumbrar un futuro mejor para su país, su región y el mundo enteroLas voces de los jóvenes «sostienen el futuro de todas nuestras naciones», como «los agentes del cambio de hoy».«A todos los jóvenes del mundo, simplemente recordad que vuestras voces no son meros ecos en el viento. Vuestra voz cambia vuestro futuro, el de vuestros hermanos, el de vuestros primos, el de vuestras familias y el de vuestro país».«Os insto a reconocer el inmenso poder que reside dentro de cada uno de vosotros. Es el poder que trae el cambio y puede llevarnos a un futuro mejor (…) A cualquiera que tenga miedo de hablar, ahora es su momento de hacerlo, porque si no lo hacéis, nadie hablará en nombre de vuestra juventud y de vuestra nación»

Compartir y cuidar

Renee Smith, de 28 años y procedente de la isla caribeña de Granada, añadió su ladrillo en el muro comprometiéndose a proteger los océanos «a través de la concienciación y el comportamiento responsable entre los jóvenes y las comunidades».Dijo que compartían la carga de verse desproporcionadamente afectados por el cambio climático y que estaban juntos en la cumbre «para que las naciones desarrolladas escuchen nuestra preocupación y ayuden a mitigar los impactos a los que nos enfrentamos».La concienciación de todas las generaciones es clave, añadió, e imploró especialmente a los jóvenes que sigan preservando y protegiendo los ecosistemas que les rodean.Una vez finalizada la Conferencia, Lashley está decidida a que la energía generada en la cumbre juvenil no decaiga, y siga hasta la Cumbre del Futuro de la ONU, que se celebrará en septiembre en Nueva York, y la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de este año, la COP29.«Desarrollaremos un grupo de trabajo de acción juvenil (…) para garantizar que los compromisos de acción y los proyectos de acción se desarrollen y supervisen». «Nosotros, como jóvenes, hablamos a menudo de la responsabilidad de nuestros lídees, pero la base de esta cumbre es que nosotros, como jóvenes y niños, estamos realmente dispuestos a ser responsables de las acciones que estamos llevando a cabo para las generaciones futuras».

Fuente

Comparte esta noticia:

Otras noticias:

Noticias relacionadas