29 mayo, 2024

Glaucoma: estos son los síntomas de la primera causa de ceguera irreversible del mundo


El glaucoma es la primera causa de ceguera irreversible en el mundo. Es una enfermedad que, en España, padece medio millón de personas, es decir, un 3% de la población. Aunque lo habitual es que esta patología ocular aparezca en pacientes de más de 40 años, hay diferentes causas que pueden hacer que las personas  más jóvenes desarrollen glaucoma como el congénito, el juvenil, el glaucoma inducido por esteroides, el glaucoma traumático, el glaucoma pigmentario y el inflamatorio, afirma Pedro Pablo Rodríguez Calvo, de la Unidad de Glaucoma del Instituto Oftalmológico Fernández-Vega.
Conocida como una enfermedad que afecta al nervio óptico, responsable de aportar información al cerebro, el glaucoma “puede llegar a producir la pérdida total de la visión si no se trata a tiempo, puesto que en sus fases iniciales no presenta síntomas; es una patología silenciosa”. 
Los síntomas graves y que indican que algo no va bien porque la enfermedad está muy avanzada son:
Pérdida repentina de la visión
 
Fuertes dolores en el ojo o en la frente
 
Enrojecimiento ocular
 
Náuseas y vómitos o visión de arcoíris
Rodríguez Calvo insiste en la importancia de “acudir a revisiones oftalmológicas periódicas, tanto al paciente que tiene antecedentes familiares con glaucoma, como también a jóvenes miopes para revisarles el fondo de ojo y comprobar que su salud ocular es la adecuada”. Esto es especialmente importante en estos pacientes ya que “un ojo miope por encima de lo normal puede tener predisposición a desarrollar otras alteraciones visuales como desprendimiento de retina, maculopatías miópicas, alteraciones del nervio óptico o glaucoma”.
Actualmente, los tratamientos para esta enfermedad son a base de colirios oftalmológicos simples o combinados, con técnicas quirúrgicas que van desde el uso del láser hasta el implante de prótesis y válvulas o cirugía fistulizante.

Glaucoma en menores de 20 años

Las personas menores de 20 años pueden desarrollar glaucoma, concretamente de dos tipos: congénito y juvenil. El glaucoma congénito se suele identificar por una tríada clásica en el primer año de vida que, en un 80% de los casos, incluye epífora, blefaroespasmo y fotofobia. 
Los bebés afectados suelen presentar lagrimeo y ojos enrojecidos, opacidad corneal y agrandamiento ocular ocasionado por el estiramiento del ojo inmaduro debido a la elevada presión intraocular. Este diagnóstico debe ser realizado por un oftalmólogo para que pueda ejecutar una exploración completa, y en ocasiones es necesario efectuar la exploración bajo sedación, para facilitar la colaboración del paciente.
Por su parte, el glaucoma juvenil tiene una incidencia de 1 por cada 300.000 personas menores de 20 años. “Suele aparecer entre los 5 y 18 años, aunque puede presentarse más tarde”, afirma que habitualmente se diagnostica a jóvenes miopes. “En estos casos se debe ofrecer consejo genético a los individuos con la mutación causante de la enfermedad informándoles de que existe un 50% de riesgo de transmitir la mutación a su descendencia”, sostiene  Rodríguez Calvo.

Glaucoma pigmentario y miopía

Un glaucoma secundario que tiene relativa importancia entre los jóvenes es el glaucoma pigmentario. Se trata de una enfermedad que se asocia a otra causa conocida que acaba derivando en un problema de la regulación de la presión intraocular. “Este tipo de glaucoma se debe a una mala posición del iris, que puede rozar con el cristalino. Esta anatomía ocular del paciente es lo que genera la aparición de esta patología, siendo los pacientes jóvenes varones y los miopes los más afectados”, explica.
Y es que en la actualidad la miopía es una pandemia que afecta principalmente a la población más joven, en concreto, al 62,5% de los jóvenes españoles de entre 17 y 27 años, según la Organización Mundial de la Salud. Se estima que seis de cada diez jóvenes son miopes, lo que supone más de la mitad de los niños en edad escolar.

Fuente

Comparte esta noticia:

Otras noticias:

Noticias relacionadas