14 abril, 2024
El tiempo - Tutiempo.net

¿Es verdad que podemos lograr todo lo que soñamos? – Revista Para Ti

Los sueños tienen el poder de inspirarnos, motivarnos para accionar y hacerlos realidad. Soñar nos permite explorar posibilidades, crear oportunidades antes inexistentes e imaginar un mundo en el que concretamos nuestros deseos y anhelos. El planteo de Mariel Mejuto, Coach Ejecutiva, especializada en entrenar a líderes.

Los sueños nos motivan. Sin embargo, creer que todo lo que soñemos lo podemos lograr, si bien ayuda a superar obstáculos y hacernos avanzar, puede jugarnos una mala pasada. La historia está llena de ejemplos de personas que han perseverado para cumplirlos.

Luis Federico Leloir tuvo que rendir cuatro veces el examen de anatomía de la carrera de Medicina. Y cuando decidió dedicarse a la investigación de la biosíntesis de los hidratos de carbono varios lo desalentaron diciendo que era una tarea imposible. Sin embargo, él hizo oídos sordos y en 1970 obtuvo el Premio Nobel de Química por sus contribuciones en dicho campo que llevaron a grandes avances en el tratamiento de enfermedades metabólicas.

La creencia de que no existen límites y que todo es posible para todos puede llevarnos a tener expectativas poco realistas e inalcanzables. No todo el mundo logra ser astronauta e ir al espacio, ganar un Oscar o ser piloto de Fórmula 1.

El positivismo excesivo puede ser una trampa que nos lleve a la negación de problemas reales y la evasión de responsabilidades. Ignorar los obstáculos o las circunstancias difíciles resulta perjudicial a largo plazo, ya que impide una evaluación realista de la situación y la toma de medidas adecuadas para abordar los problemas. Por ejemplo, un astronauta, además de un riguroso entrenamiento, debe cumplir con determinadas condiciones físicas, emocionales y mentales.

No tener en cuenta desde qué punto partimos (situación personal, mindset, fortaleza emocional, recursos, capacidades, etc) y pensar que los proyectos se concretan fácilmente sin contratiempos y dedicación, puede generar frustración, estrés y hacer que nos quedemos empantanados. Y hasta que no aceptemos lo que no podemos cambiar difícilmente podremos iniciar otro camino.

A veces nos quedamos semanas, meses e inclusive años golpeando una puerta cerrada. El enojo y la bronca generan una visión de túnel que solo nos deja ver lo que tenemos delante de nuestras narices. Ese campo visual tan estrecho deja en la oscuridad cantidad de puertas abiertas y oportunidades a nuestro alrededor. Puertas que seguramente nos lleven a mejores caminos que en una primera instancia ni siquiera habíamos soñado y que luego se convierten en un poderoso motor.

El secreto está en poder discernir hasta dónde quedarse golpeando una puerta cerrada es perseverancia y hasta dónde es obstinación que no lleva a ninguna parte. Como bien nos recuerda la Oración de la Serenidad del teólogo Reinhold Niebuhr, “Señor, concédeme la serenidad para aceptar las cosas que no puedo cambiar, el valor para cambiar las cosas que puedo cambiar y la sabiduría para conocer la diferencia, viviendo un día a la vez, disfrutando un momento a la vez…”

Por otro lado, cabe recordar que aprovechar las oportunidades que aparecen no implica que lograrás tus metas de la noche a la mañana. El camino no es en llano ni en línea recta y siempre habrá reveses que enfrentar. Es importante tener en cuenta que los obstáculos no son necesariamente un indicador de que tus sueños no sean alcanzables, sino más bien oportunidades para aprender y crecer si es que has evaluado antes la viabilidad de los mismos.

Antes de lanzarte a perseguir un sueño, considerá si éste es realista en función de tus circunstancias, habilidades, condiciones. Algunas podrás adquirir, entrenar y potenciar, otras te llevarán demasiado tiempo y esfuerzo y tendrás que evaluar ese costo. En mi caso tengo una torpeza generalizada para los deportes y, aunque me encantaría jugar al tenis de manera recreativa, ni siquiera ese nivel he logrado alcanzar.

La falsa promesa de éxito instantáneo y de que todo es posible pueden confundirnos el camino. No busques atajos mágicos, abraza la realidad y trabaja de manera constante. Los sueños tienen el potencial de impulsar.

Suscribite al newsletter de Para Ti

Si te interesa recibir el newsletter de Para Ti cada semana en tu mail con las últimas tendencias y todo lo que te interesa, completá los siguientes datos:

Fuente: Mariel Mejuto, Coach Ejecutiva, especializada en entrenar a líderes

Más información en parati.com.ar

TEMAS

Fuente

Comparte esta noticia:

Otras noticias:

Noticias relacionadas